El presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, ha desgranado hoy las “múltiples cualidades” del letrado de las Cortes regionales, Francisco Calvo Cirujano, de quien ha destacado especialmente que ha resultado “clave” para que la región “haya sido muy seria en su producción normativa y en sus pleitos con el Estado”.

García-Page ha impuesto este lunes la cruz de San Raimundo de Peñafort a Calvo Cirujano, que durante 21 años ha ejercido como letrado mayor, en un acto que ha tenido lugar en el Parlamento regional y que ha estado presidido también por el presidente de la Cámara, Jesús Fernandez Vaquero.

Durante el mismo, el jefe del Ejecutivo castellano-manchego ha considerado que “no podemos decir que de estas Cortes ha salido una normativa sabiendo, a priori, que es injusta o prevaricadora”. Por el contrario, todas han resultado “muy serias, y esa seriedad es la que premiamos hoy aquí” con una distinción “excepcionalmente importante” que “no se da a vuelapluma”, ha valorado García-Page.

Calvo Cirujano se convirtió en 1987 en el primer letrado jefe del Gabinete Jurídico de la Junta, cargo que desempeñó hasta 1993 cuando fue nombrado por la Mesa de las Cortes de Castilla-La Mancha letrado mayor de la Cámara.

En los inicios de su carrera profesional en la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha fue director general de la Función Pública y, desde esta responsabilidad, impulsó en el año 1985 la aprobación de la primera Ley regional de la Función Pública. Una tarea que el presidente regional ha destacado de manera especial, “pues sabemos lo espinoso, conflictivo y delicado que es este universo”, ha reseñado.

Durante su intervención, García-Page ha puesto de relevancia la trayectoria e importancia de las personalidades que a lo largo de los años han recibido este reconocimiento, “que pueden atestiguar que no se da por capricho”. No en vano, la han obtenido conocidos juristas y políticos como Cristina Alberdi, Eduardo Aunós, Soledad Becerril, Juan Alberto Belloch, Joaquín Calvo Sotelo, Manuel Fraga, Antonio Garrigues Walker, Victoria Kent, Tomás de la Quadra-Salcedo, la actual ministra de Defensa en funciones, Margarita Robles; la que fuera fiscal general del Estado, Consuelo Madrigal; o la actual alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena.

Un premio, ha añadido el presidente, con el que se reconoce “una labor y una trayectoria” y que en el caso de Calvo Cirujano “no ha sorprendido a nadie”, lo cual supone en sí mismo una parte del galardón, “y pone de manifiesto el currículum sostenido y tenaz de nuestro homenajeado”.

Finalmente, el presidente castellano-manchego ha reconocido que esta región ha pasado por coyunturas profesionales “cruciales” y que, a pesar de ser esta una autonomía joven, “se ha tomado muy en serio sus instituciones”, algunas de las cuales “tendremos que recuperar en los próximos años” como es el caso del Consejo Social, con el objetivo de que “represente, aúne y discipline” el diálogo entre los principales agentes sociales.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

uno × 1 =