Entrevista a Vicente Molina Foix

“Todo arte crece en los márgenes de sus malditos”

0

Vicente-Molina-Entrevista

Todo escritor que se precie de serlo tiene a sus espaldas un largo historial de lecturas desde la infancia que marcan inexcusablemente su formación y crecimiento como narrador. El ilicitano Vicente Molina Foix no podía ser menos y por ello ha dejado plasmado en el subyugante Enemigos de lo real (Galaxia Gutenberg) una experiencia de décadas en pleno contacto con los grandes de las letras universales, con algunos raros, con otros injustamente olvidados y por supuesto algún que otro encontronazo inesperado con literatos intocables.

Escribir sobre escritores y sus escritos siendo escritor. ¿Puede haber mayor satisfacción para un bibliófilo?

Forma parte del mismo placer inherente a la literatura; uno lee para saber qué se ha escrito antes, y escribe para que alguien, en algún lugar o tiempo futuro, te lea.

 40 años de lecturas dan para mucho. ¿Ha perdido el tiempo con algunos libros, con algunos escritores, o siempre reaccionó a tiempo?

En cuarenta años caben muchos errores de lectura, mucha pérdida de tiempo, pero lo que predomina y se recuerda es lo que nos deslumbró o alumbró, lo que nos inquietó y guió.

 ¿En manos de quién y de qué título se ha encontrado como volando entre las nubes?

Cito cuatro nombres, Shakespeare, Proust, Benet, Thomas Bernhard; son indiscutibles, pero también por otra razón más, digamos, egoísta: de ellos he leído absolutamente todo lo que han escrito.

 Además de los siempre considerados clásicos, también se detiene en los raros y malditos, y por supuesto en la tradición epistolar de casi todos ellos. ¿Se puede disfrutar constantemente de todo tipo de buena literatura o cada apasionado de la misma prefiere no aventurarse en caminos inexplorados y viajar sobre seguro?

Todo arte crece en los márgenes de sus malditos, y sin ellos los caminos serían más vacuos, más insípidos. Respecto a las correspondencias literarias, son el regalo póstumo que los lectores recibimos cuando una novelista o un poeta que admiramos parecían haber dicho ya sus últimas palabras.

 

“El ‘trending topic’ es el anatema de la buena literatura”

 

Su libro es una elogiosa invitación a la lectura. ¿Se atrevería a dedicar un capítulo extra a contarnos algunas líneas rojas que no se deben atravesar para apasionados de la literatura?

No leer nunca según la moda: el trending topic es para mí el anatema de la buena literatura. Ir contra el canon establecido suena a sacrilegio.

¿Podría decirme nombres de consagrados con los que nunca ha podido comulgar aunque lo haya intentado? 

En una época no pude con Tolstoi y abandoné a la mitad ‘Los hermanos Karamazov’, pero ahora pienso que fue culpa mía: no tenía el alma lo suficientemente eslava.

 Y por el contrario, ¿con quién o quiénes se ha sentido mejor que con cualquier droga evasiva sobre la faz de la tierra?

Karen Blixen, que no es sólo la autora de Memorias de África, me alegró la vida desde que empecé a leerla, ella, que la tuvo más bien amarga. Leyendo a Larra me siento decimonónico, por lo moderno que él es. Y en cada momento de mi vida, ha habido un verso de Aleixandre que me daba una razón, un aliento, una respuesta.

 ¿Por qué debemos leer a un cuasi desconocido Calvert Casey?

Calvert Casey ha sido hasta ahora un “escritor de escritores”. Los mejores que conozco en nuestra lengua le admiran. Cuando se le lee se entiende ese fervor. Casey conocía el secreto del arte, y se lo llevó muy pronto a la tumba.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

tres × 4 =