El candidato a la alcaldía de Málaga por Libres, Iván González, ha comparecido en rueda de prensa junto a representantes del Comité de Huelga de los Bomberos de Málaga para explicar las supuestas irregularidades que estos han detectado en determinadas actuaciones de la Jefatura, en relación con la gestión del denominado Grupo de Rescate (GRES), que fue desmantelado por el Ayuntamiento de Málaga.

Sin embargo, y a pesar de que el GRES no está operativo, paradójicamente, es el propio Ayuntamiento el que ha sacado a concurso una plaza de cabo destinada a un grupo que, actualmente, no tiene ningún tipo de función dentro del Real Cuerpo de Bomberos de Málaga. “Me pregunto cómo es posible que se saque una plaza para un grupo que ya no existe por orden del propio equipo de gobierno del PP, ya que, según palabras de Mario Cortés, concejal de Seguridad, el Consistorio no tiene obligación de mantenerlo”, ha inquirido González, quien ha añadido que es “cuanto menos sospechoso que los bomberos que se han desmarcado de la convocatoria de huelga sean precisamente los que están recibiendo formación en prácticas de rescate y salvamento acuático y subacuático cuando, insisto, ya no está operativo el GRES”.

La controversia no queda aquí, sino que se extiende a la llamada Escuela de Seguridad Pública del Ayuntamiento de Málaga (ESPAM), pensada para completar la formación de policías locales, bomberos y miembros de Protección Civil, con prioridad para los que prestan sus servicios en Málaga. En este sentido, el dirigente de Libres ha lamentado “que esta escuela, que mantenerla cuesta un buen dinero en detrimento del bolsillo de los malagueños, sirva para hacer caja con la formación que se presta a los bomberos de fuera de Málaga, ya que la formación que se imparte no es aplicable en el día a día de la labor de los efectivos de Bomberos, principalmente debido a la falta de recursos materiales, de infraestructuras y a la inactividad del propio GRES”, ha añadido González.

“Resulta entonces paradójico que los que acudan a los cursos de la ESPAM procedan en su mayoría de otras ciudades. Como también rechina que esta escuela organice, por ejemplo, cursos para la formación de bomberos en rescate de montaña cuando el propio Ayuntamiento ha desmantelado el GRES”, ha comentado González, quien se ha preguntado “cómo es posible que con dinero público el Ayuntamiento de Málaga ampare la organización de cursos por una escuela que, a su vez, cobra de forma privada a los profesionales de fuera que los reciben, cuando la prioridad debe ser dar formación a los bomberos de la ciudad”.

Hay que recordar que el director de esa escuela es Pascual Sánchez-Bayton Gutiérrez, que fue jefe de la policía local de Málaga, y al que el PP colocó en este puesto. Allá por 2016, ya hubo denuncias de varios aspirantes al Real Cuerpo de Bomberos de Málaga sobre un supuesto trato de favor a su hijo en las oposiciones de acceso. Hace unos meses, este hijo acusó de mobbing a varios bomberos. Unos expedientes de los que, supuestamente, se encargaron subordinados afines o amigos de Sánchez-Bayton.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Trece − cinco =