Izquierda Unida Madrid ha ampliado la denuncia presentada hace un año por posibles delitos de prevaricación y malversación de caudales públicos por los contratos menores de la Comunidad de Madrid. En un periodo donde precisamente la candidata a la presidencia de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, era la viceconsejera de Presidencia y Justicia, y por lo tanto, presuntamente conocedora de las contrataciones.

“Un año después constatamos que la investigación desgraciadamente no ha avanzado y que, sin embargo, se han producido hechos significativos que obligan a Izquierda Unida a ampliar la denuncia presentada” ha señalado Carlos Sánchez Mato, responsable del Área Económica de IU Madrid tras la prestación de la ampliación de la denuncia, realizada el 17 de junio.

Y es que tras conocer un informe aprobado por el Consejo de la Cámara de Cuentas el pasado 29 de mayo, en el que se fiscalizaban una muestra de 993 contratos menores de 2017 de los 569.903 remitidos por la Comunidad de Madrid. En dicho documento se concluye que en “numerosas ocasiones” los contratos menores se repiten año tras año, algo prohibido por ley porque estos contratos duran un máximo de un año y no son prorrogables.

Esta presunta irregularidad se ha producido en contrataciones en los Hospitales de La Cruz Roja, El Escorial, Fuenlabrada, Fuenfría, doctor Lafora, Getafe, Móstoles, 12 de Octubre, Gregorio Marañón, Niño Jesús, Princesa o La Paz.

“La contratación menor de los hospitales pertenecientes al Servicio Madrileño de Salud se realiza de forma generalizada, llegando a convertir en práctica habitual lo que es una excepción de la contratación pública”, señala el informe, que añade que los suministros de material médico “a un único proveedor son muy superiores al límite establecido en el artículo 138” de la Ley de Contratos del Sector Público.

En un día, detalla la Cámara de Cuentas, se adjudicaron varios contratos a la misma empresa todos ellos por importe de 17.999,99 euros, justo en el límite de 18.000 euros, la cantidad máxima por la que se pueden suscribir contratos menores para servicios.

El fraccionamiento de contratos se extiende a la Consejería de Educación -donde se están fraccionando los contratos de limpieza de los institutos-, Juventud y Deporte y Políticas Sociales y Familia o el Instituto Regional de Seguridad y Salud en el Trabajo.

“Es evidente que las irregularidades flagrantes que puso de manifiesto Izquierda Unida han sido detectadas también por la Cámara de Cuentas” ha concluido Sánchez Mato.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

7 + 6 =