El consejero de Presidencia y el presidente de la Federación de Municipios

La Federación de Municipios de la Región de Murcia, en colaboración con la Comunidad Autónoma, “intensificará –anunció ayer lunes- el trabajo de colaboración para impulsar la mediación y la intermediación hipotecaria como herramienta para frenar la situación de desahucios”.

El consejero de Presidencia, Pedro Rivera, mantuvo un encuentro con el presidente de la Federación de Municipios de la Región de Murcia, Joaquín Hernández, “para aumentar –señaló- la línea de coordinación junto con otros organismos, colegios profesionales y entidades financieras que intervienen en la Región en este tipo de situaciones”.

Rivera se comprometió a renovar el convenio existente entre la Administración regional y la Federación de Municipios “para facilitar a los ciudadanos que se encuentren en una grave situación de impago de créditos de carácter hipotecario de su vivienda habitual el acceso al Servicio de Mediación Hipotecaria y de la Vivienda, dependiente de la Comunidad, para evitar en la medida de lo posible los procedimientos de desahucio”.

El consejero destacó que este servicio presta una atención “esencial y básica para poner freno al drama familiar de los desahucios con ayuda y asesoramiento económico, financiero y jurídico gratuito, para alcanzar con las entidades financieras una solución como la renegociación de la hipoteca, la dación en pago y el alquiler social”.

En los años de vigencia del convenio, señaló, “el resultado ha sido muy satisfactorio para todas las partes y, lo que es más importante, para los ciudadanos que han contado con profesionales cualificados, quienes les han asesorado y acompañado en sus negociaciones con las entidades financieras, logrando así una óptima garantía de sus derechos e intereses”.

Asimismo, resaltó el “apoyo del Gobierno regional a todas las familias que atraviesen por una situación tan difícil como estar en riesgo de perder su hogar” y afirmó que “no podemos estar satisfechos mientras una sola familia acuda a este servicio porque eso indica que el problema sigue vivo”.

El pasado año el servicio, que es gratuito, atendió a 246 personas. Desde que se puso en marcha esta iniciativa, en 2013, se han estudiado los casos de unos novecientos ciudadanos que se encontraban en riesgo de pérdida de su vivienda por impago de préstamo hipotecario.

En lo que va de año este servicio ha atendido a un centenar de personas.

Rivera agradeció la colaboración de la Federación de Municipios, así como del resto de entidades que contribuyen a este servicio porque “nos encontramos ante un problema social al que tenemos que dar una solución satisfactoria entre todos, y todos los esfuerzos que destinemos son pocos”.

 

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

uno + 3 =