Tres palestinos, entre ellos un niño, fueron abatidos por disparos israelíes durante los enfrentamientos que estallaron con el Ejército de Israel en la aldea al-Lubban ash-Sharqiya, al sur de Nablus, en el norte de Cisjordania.

Además, un niño de seis años fue golpeado en el ojo con una bala de acero recubierta de goma. Otros dos palestinos recibieron disparos y heridas.

Duros enfrentamientos en la frontera de Gaza

Al menos dos palestinos fueron heridos con fuego real y otros con síntomas de asfixia durante los enfrentamientos que estallaron el viernes en múltiples lugares a lo largo de las fronteras de Gaza.

Las fuerzas israelíes situadas en las atalayas militares a lo largo de las fronteras de Gaza abrieron fuego contra un grupo de jóvenes palestinos cuando se acercaron a la valla fronteriza al este de la ciudad de Jabalia, al norte de la Franja, hiriendo a uno de ellos en el pie.

El joven fue trasladado al hospital donde permanece ingresado con pronóstico reservado. Varios jóvenes sufrieron síntomas de asfixia después de inhalar gases lacrimógenos que les dispararon los soldados.

Otro joven sufrió también heridas de bala durante los enfrentamientos que estallaron con los soldados israelíes ubicados en las atalayas de la base militar de Nahal Oz, al este de la ciudad de Gaza.

También se registraron enfrentamientos similares al este de las ciudades de Khan Yonuis y Rafah, al sur de la Franja, así como al este del campo de refugiados de Bureij, en el centro de Gaza.

Por séptimo viernes consecutivo, los palestinos han protestado contra la declaración de los Estados Unidos de que Jerusalén es la capital de Israel. Desde la fecha de la declaración, dieciséis palestinos han sido asesinados a tiros por el ejército israelí.

Continúan las detenciones en Cisjordania

Fuerzas israelíes detuvieron a cuatro palestinos en la zona de Jenin, mientras que un conductor palestino fue detenido cerca del cruce del puente del Rey Hussein (Allenby) entre Cisjordania y Jordania  acusado de atacar a soldados israelíes.

Estas detenciones se produjeron durante un ataque militar contra la ciudad de Yamoun, al oeste de Jenin. Según los informes de observadores internacionales y de organizaciones humanitarias que trabajan en la zona, las fuerzas irrumpieron y registraron exhaustivamente una casa y detuvieron a dos palestinos junto con dos de sus amigos que estaban presentes en la casa en el momento de la redada. Las fuerzas confiscaron además teléfonos móviles y una cámara de vigilancia para exteriores.

 

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

20 + 6 =