Los integrantes de la Plataforma NO al cierre del PAC de Aldeacentenera, queremos comunicar a la opinión pública de Extremadura y España, los atropellos que venimos sufriendo por parte del consejero de Sanidad de la Junta de Extremadura.

Del dicho al hecho, la sanidad es un derecho, No permitamos el desmantelamiento del PAC de Aldeacentenera, las ocurrencias de Vergeles atentan contra los derechos humanos.

Hay que desandar los 27 años que lleva en funcionamiento un servicio que ya hace parte de la historia reciente de un pueblo que ha resistido los abusos de una época donde el partido PP cerró el PAC. Esto marco un antes y un después de una lucha que llevo a las movilizaciones y a la apertura nuevamente por parte del gobierno del PSOE en la gestión de Guillermo Vara.

Este pueblo nuevamente se enfrenta a una decisión administrativa del traslado del servicio de urgencias 24 horas, y esta vez los motivos no están claros para una comunidad que aún no entiende la ocurrencia del Consejero Vergeles que desviste un santo para vestir otro.

Se da comienzo al desmantelamiento de un servicio básico que durante un cuarto de siglo salvo muchas vidas, generó seguridad médica a una comarca y sobre todo ayudó a hacer de un pueblo, el referente de una buena gestión política. Los tiempos cambian, las revanchas políticas se trasladan a otros espacios y es el pueblo siempre el perdedor.

¿Dónde está en los tiempos que corren, el respecto que un gobierno debe tener por la palabra dicha? ¿Se puede desmontar un servicio que durante 27 años ha salvado vidas y está dando seguridad psicológica a las personas? ¿Se puede gestionar la sanidad de una comunidad autónoma desde las ocurrencias de los responsables políticos?

Surgen muchas dudas de cómo se toman las decisiones en todos los ámbitos de la vida de los extremeños, Seguimos estando en la cola en todos los aspectos de la vida y esto es una vergüenza. No sé qué sigue pasando en esta tierra, a donde nos quieren llevar estos políticos que han hecho de la política, no una opción de servicio, sino un modo vivendi que los engorda en kilos y los hace más inútiles a la sociedad que de modo clientelar los sigue votando.

Pero como decía un buen amigo, esto es lo que hay. Aunque esto no es lo justo para los hombres y mujeres extremeños que siempre soñaron con una tierra nueva que cada día podría despertar para tomar esas oportunidades, que las sigue habiendo en todos los pueblos y personas que han nacido en esta tierra del Sur, extrema y dura como la voluntad de su gente.

La única esperanza que nos queda  a los aldeanos es la resistencia por la que existimos. Confiamos que el Presidente de la Junta de Extremadura en un gesto de racionalidad política, pueda sentarse con la plataforma, los vecinos, los responsables políticos y retomar esta decisión que podría activar el síndrome de Sísifo en todos los pueblos de Extremadura. No queremos ver pueblos de rodillas ante las administraciones, sea de un partido u otro, queremos ver pueblos de pie junto a unos políticos que entienden la política con ideas y propuestas coherentes, las ocurrencias del Consejero de Sanidad de la Junta de Extremadura, son a mi modo de ver las cosas, diabólicas.

Invitamos a todos los partidos representados en el parlamento extremeño, a los sindicatos, a las organizaciones de la sociedad civil y aquellos que siguen soñando con una Extremadura sin desigualdades a que se una a la manifestación que se realizara el día 15 noviembre a las 10 de la mañana en la Asamblea de Extremadura.

No al cierre del PAC de Aldeacentenera.

No se puede desmantelas un servicio con más de un cuarto de siglo.

No a las ocurrencias del Consejero de Sanidad.

No a la prepotencia del nuestros gobernantes.

Dejamos claro que si nos unimos, seguro que podemos.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

cinco × 2 =