Algunas personas aún siguen torciendo el gesto por la excusa de Ximo Puig para no acudir a la Escuela de Buen Gobierno, que está resultando un fracaso, al decir que está de Fallas. Para quien no conozca el significado de estas fiestas, desde luego no acudir a rendir pleitesía al sumo hacedor del socialismo actual es una excusa, pero para las valencianas y valencianos es un deber y un honor participar en unas fiestas que, como ha manifestado Puig, “sirven para la convivencia”.

El president de la Generalitat ha destacado el valor de las Fallas como elemento que une la Comunitat Valenciana con su presencia “de norte a sur”. Durante su visita a las Fallas de Utiel, ha destacado que “tienen unas raíces muy profundas, de las fallas más antiguas de la Comunitat, y también una gran voluntad de seguir adelante”. También ha querido dejar constancia de la importancia de las fallas de Utiel como punto de encuentro de personas que vienen de fuera de la Comunitat Valenciana y que, a través de la puerta de Utiel, conocen la realidad fallera valenciana.

Premios President y Generalitat a las mejores fallas y artistas falleros.

La Generalitat reconoce de nuevo este año con galardones propios las mejores fallas de la Comunitat Valenciana, así como el trabajo del artista de la falla ganadora de la Sección Especial de las fallas de la ciudad de Valencia. El objetivo de estos premios, que se otorgarán este sábado en el Palau de la Generalitat, es recompensar la tarea que las comisiones y asociaciones falleras realizan año tras año, así como potenciar una de las fiestas que mejor representan la cultura y las tradiciones del pueblo valenciano y, a la vez, su apuesta por la modernidad.

Como recientemente ha señalado la Unesco al declarar las Fallas como Patrimonio Inmaterial de la Humanidad, las Fallas son una expresión de creatividad colectiva que salvaguardan las artes y los oficios tradicionales y propician la comunicación y el diálogo entre la ciudadanía, y la Generalitat así lo quiere reconocer con los nuevos premios. El año pasado se crearon diferentes tipos de galardones. Por un lado, el premio President se concede a la falla ganadora de la Sección Especial de la ciudad de València o, si es el caso, de alguno de los municipios adheridos a la Junta Central Fallera. La decisión se basa en el acuerdo que adopte este organismo fallero.

Por su parte, los premios Generalitat constan de cuatro categorías diferentes. La primera de ellas premiará al artista responsable del monumento ganador de la Sección Especial de Valencia o de municipios adheridos, también según el acuerdo que adopte la Junta Central Fallera. La segunda se ha concebido para recompensar a la falla ganadora de cada sección de la ciudad de València y municipios adheridos (excepto Sección Especial), según acuerdo de la Junta Central Fallera. Y las otras dos reconocen a las fallas ganadoras de los municipios de la Comunitat (no adheridos a la Junta Central Fallera) con más de 20.000 habitantes y con menos de 20.000 habitantes, respectivamente. Para este año, se ha previsto una dotación máxima por importe de 120.000 euros.

Tal y como establece el decreto de creación de los premios, se prevé que la comisión ganadora de la Mejor Falla Sección Especial, galardonada con el premio President, reciba 5.000 euros. Por su parte, los premios Generalitat destinarán otros 5.000 euros al artista fallero responsable de ese mismo monumento, mientras que las comisiones y asociaciones falleras reconocidas en la categoría Mejor Falla por Secciones serán premiadas con 1.000 euros cada una.

Los Premios Generalitat a las fallas ganadoras o fallas únicas en municipios de la Comunitat Valenciana de más de 20.000 habitantes están dotados individualmente con 1.000 euros, mientras que los Premios Generalitat a las mejores fallas o fallas únicas en municipios de la Comunitat de menos de 20.000 habitantes tienen una dotación individual de 500 euros.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

20 − uno =