En septiembre de 2016 fue inaugurado en Lorca un supermercado de la cadena ALDI en el Camino Viejo del Puerto nº 150, en un solar donde existía un tendido de  línea de alta tensión (calificado en el pliego de condiciones del Ayuntamiento como “media tensión”), estando ubicada una torreta de línea eléctrica aérea en el mismo solar sin la valla de cerramiento y los paneles anti escala que prevé el Ministerio de Industria, como medidas de seguridad.

Antonio Meca indica que  el propio pliego de condiciones ”reconoce la existencia de esas líneas eléctricas y advierte de que es un condicionante en cuanto a la ubicación de la edificación en la parcela”.

“Sabemos igualmente que no se realizaron mediciones de radiaciones en las proximidades de este supermercado en su momento”, dato verificado en el pleno de noviembre de 2016 por el equipo de Gobierno, en respuesta a una pregunta de este Grupo Municipal al respecto.

Tanto la Directiva 2013/35/UE del Parlamento Europeo y del Consejo, del 26 de julio, sobre las disposiciones mínimas de salud y seguridad relativas a las exposición de los trabajadores a los riesgos derivados de los campos electromagnéticos,  como el  Real Decreto 337/2014, de 9 de mayo, por el que se aprueban el Reglamento sobre condiciones técnicas y garantías de seguridad en instalaciones eléctricas de alta tensión del Ministerio de Industria, Energía y Turismo, contemplan realizar mediciones de los índices de radiación evaluando los niveles de exposición para  evitar posibles riesgos para la salud o tomar medidas para minimizar sus efectos si se superan los límites establecidos.

La Directiva Europea establece con claridad las obligaciones de los empresarios en el artículo 4ª “el empresario deberá evaluar y, en  caso necesario, medir y calcular los niveles de los campos electromagnético a que estén expuestos los trabajadores”. Según el Concejal “esta obligación no fue exigida por el equipo de Gobierno y se habrían pasado por alto a la hora de conceder las licencias de instalación y apertura de este supermercado”.

A tal efecto Meca ha presentado un escrito  al Alcalde solicitando “un informe de las mediciones del campo electromagnético que genera esta línea de alta tensión tan próxima a clientes y trabajadores de este supermercado, y la retirada inmediata  de la línea eléctrica aérea que cruzan las instalaciones del supermercado”.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

diecinueve − 12 =