Dentro de la continua política de incautación del patrimonio y de la tierra palestina, Israel está trabajando para hacerse cargo del sitio arqueológico de Sebastia al noroeste de Nablus en Cisjordania y ha enviado a un contratista para que realice trabajos de restauración en el sitio, según Mohammad Azem, alcalde de Sebastia.

Los habitantes de la localidad se sorprendieron de la llegada del contratista israelí ya que se considera un lugar bajo la administración del pueblo palestino.

Azem dijo que las autoridades israelíes están tratando de tomar el control del área arqueológica a través de visitas cada vez mayores al lugar por parte de colonos israelíes mientras mueven cualquier señal que muestre que es un área palestina, incluida la eliminación de la bandera palestina.

El alcalde de Sebastia dijo que el contratista erigió una valla alrededor de varias áreas arqueológicas en la ciudad, y que había temores de que los colonos se estén preparando para celebrar rituales religiosos en el lugar de celebración de la Pascua judía, lo que significa que estará cerrada para los palestinos. Sebastia es una ciudad arqueológica al noroeste de Nablus en el norte de Cisjordania donde residen aproximadamente 3.000 palestinos.

Además de ser una ciudad arqueológica, tiene un significado religioso para musulmanes y cristianos porque se cree que Juan el Bautista, que bautizó a Jesús en el río Jordán, está enterrado allí.

Israel había impedido que la Autoridad Palestina llevara a cabo trabajos de restauración en el sitio con el pretexto de que se encuentra dentro del Área C de Cisjordania, que está bajo control militar israelí según el Acuerdo de Oslo entre Israel y Palestina.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

19 − cinco =