La concejala de Izquierda Unida-Verdes, Gloria Martín, ha lamentado la “pobre” apuesta del equipo de gobierno municipal del PP para reflotar el comercio tradicional tras los perjuicios ocasionados por las obras de remodelación de la avenida Juan Carlos I, que se han prolongado durante más de un año. Una situación que se ha producido con anterioridad en barrios como La Viña, San José, Alfonso X o Avenida de Europa y que ahora padecen vecinos y comerciantes de la Alameda de Cervantes.

Martín explicó que una simple campaña publicitaria “no es suficiente” para potenciar la actividad comercial de ésa y de otras zonas de la ciudad y lamentó que el PP no esté cumpliendo con los compromisos adquiridos a través de su propio programa electoral.

La edil de IV-Verdes recordó que el PP prometió “ayudas fiscales” a los emprendedores y medidas específicas para fomentar la implantación de comercios, especialmente en el casco histórico. Sin embargo, a un año de las próximas elecciones éstas no se han materializado.

En ese sentido, informó que hay ayuntamientos de la Región que, con el fin de reactivar sus cascos históricos o los barrios comercialmente más deprimidos, subvencionan con porcentajes de hasta el 40% las obras de remodelación de locales que estaban cerrados. Otros, ponen en marcha medidas para que los pequeños comerciantes puedan obtener financiación a interés 0. En la misma línea, algunos consistorios eximen del pago por las licencias de apertura y actividad y establecen bonificaciones de hasta el 75% en el impuesto de construcciones para poder adecuar locales comerciales en sus cascos antiguos.

Otra de las medidas incumplidas por el PP es intervenir sobre el elevado precio de los alquileres. “Pedir 2.500 euros por el alquiler de un local de 147 m2 es, además de abusivo, un gran impedimento para las personas que quieren emprender alguna actividad lo hagan en esta zona”, denunció. Por ello, Martín propuso la creación de una bolsa de alquiler a precios asequibles en colaboración con los propietarios de locales vacíos. “Penalizar a aquellos que permanezcan cerrados fue una medida contemplada por el PP en su programa electoral, que tampoco ha tenido el valor de poner en marcha”, aseguró.

Para Gloria Martín, la ausencia  de “vida comercial” en el casco histórico y en muchos barrios de la ciudad es la prueba evidente de la falta de apoyo municipal a los emprendedores, quienes no cuentan con las líneas de ayudas necesarias y, por tanto, no pueden generar riqueza ni crear empleo.  “Si a ello le sumamos un transporte público deficitario y la falta de aparcamientos  públicos disuasorios, estamos dirigiendo a los potenciales clientes directamente a las grandes superficies comerciales  en detrimento de las tiendas tradicionales”, dijo.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

5 × dos =